puedo denunciar a un vecino por aire acondicionado ruidoso

Denuncias y Conflictos Vecinales por Ruido de Aire Acondicionado

Es habitual hacer uso del aire acondicionado, especialmente en la época de verano, pero ¿y si el aire acondicionado molesta a algún vecino debido al ruido que genera? Esto suele ser fuente de conflictos entre vecinos, si llega a suceder esto, es importante saber cómo hay que actuar.

A continuación, vamos a analizar los pasos que hay que seguir para poner una denuncia por ruido a un vecino, local, comercio o bar que tenga un aparato de aire acondicionado y esté generando ruidos, vibraciones, emanación de calor o aire abundante.

  1. COMUNICACIÓN CON EL VECINO. Habla con el propietario del aire acondicionado ruidoso.

Lo primero que recomendamos y que siempre hay que hacer es utilizar la vía del dialogo, es decir tener una buena comunicación con el vecino.

En este supuesto, habrá que hablar con el vecino dueño del aparato de aire acondicionado. Hay que explicarle las molestias que generan los ruidos y vibraciones de su aire acondicionado y el daño que ocasiona a la salud, debido a que impide descansar y dormir. La ley ampara el derecho que se tiene al descanso y a proteger nuestra salud y la de nuestra familia.

  1. SUGERIR una revisión técnica del aire acondicionado.

A veces, simplemente con una pequeña revisión se resuelve el conflicto.

Pudiera ser que el ruido provenga de una pieza que no se encuentre bien sujeta y esto sea la causa de que genere vibraciones y ruidos, y con solo cambiar una pieza del aparato de aire se resolvería el problema.

Muchos aires acondicionados que son molestos son antiguos o se han instalado hace muchos años, esta suele ser una causa bastante habitual de la generación de los ruidos molestos. La estructura donde se encuentre instalado en ocasiones también puede generar vibraciones y ruidos, por lo que también debería ser revisada.

Si el vecino del aire acondicionado expone lo que tendría que pagar por la revisión del aire acondicionado y pone esto como impedimento, sería bueno explicarle que las multas por ruidos son más caras.

Además, de esto, hoy día en el mercado existen cantidad de productos antivibración para el aire acondicionado y materiales para silenciar el compresor del aire acondicionado o el aparato en sí. Puede ser que instalando algún producto o con un pequeño mantenimiento se evite el problema.

  1. LEE Y REVISA LOS ESTATUTOS DE LA COMUNIDAD DE PROPIETARIOS.

Los estatutos de una comunidad de propietarios son un documento donde se exponen los derechos, normas y obligaciones de los miembros de una comunidad de vecinos. Si se quieren consultar se puede solicitar una copia de los estatutos al presidente de la comunidad o al administrador de la finca. Todos los propietarios pueden consultar esta información ya que tienen derecho.

Si el vecino instaló el aire acondicionado que molesta sin tener autorización en la fachada y, por lo tanto, incumpliendo la Ley de Propiedad Horizontal, artículo 7 y además de esto, en los estatutos de comunidad viene indicado que no puede realizarse, se podrá denunciar inmediatamente.

Esto, se debe comunicar al presidente de la comunidad o al gestor de la finca, que hablaran con el propietario del aire para que retire el aparato si no lo hace, se puede iniciar un procedimiento legal.

Si el aire acondicionado está instalado en espacios que no son fachada, ya sea en terrazas o tendederos, azoteas o patios interiores, aún en estos espacios es necesario contar con la aprobación de la comunidad, salvo que los estatutos digan lo contrario.

No obstante, es importante, leerse los estatutos de la comunidad de propietarios, ya que pudiera ser que en ellos se contemple la posibilidad de instalar aire acondicionado en las fachadas sin necesidad de aprobación por la junta de propietarios.

  1. EXAMINA LA DISTANCIA entre tu VENTANA y el aparato de aire del vecino.

Las distancias es importante que se cumplan. Las distancias mínimas que hay que respetar entre un aparato de aire acondicionado con respecto a las ventanas del vecino que estén más próximas a él es de 2,5 metros respecto a los pisos superiores, y de 2 metros con las ventanas situadas a la misma altura donde está situado el aire acondicionado.

Así, si el aire acondicionado está pegado a la ventana del vecino, estará incumpliendo la distancia mínima.

  1. OBSERVA donde cae el agua del aire acondicionado.

El aparato de aire genera agua que se debería evacuar a un desagüe mediante un conducto o manguera, muchas personas lo que hacen es dejar colgando la manguerita del aire acondicionado hacia la calle, un cubo, o nuestro domicilio.

Si el agua cae hacia la calle, esto es denunciable, incluso el mismo ayuntamiento puede multar. Si el agua del aire acondicionado del vecino gotea hacia tu domicilio, provocando ruido, suciedad y charcos, esto también es denunciable.

  1. BUSCA APOYO.

Puede ser que no seas el único vecino que se vea afectado por los ruidos que genera un aire acondicionado. Habla con otros vecinos y plantea tu problema en la junta de comunidad ya que la denuncia en grupo de varios afectados siempre tiene más garantías de éxito. Y es importante que el presidente de la comunidad esté al tanto del problema, por lo que recomendamos que le comuniques el problema.

  1. TESTIGOS.

Si el edificio cuenta con portero, este podría ser testigo del ruido que hace el aparato de aire acondicionado del vecino. En caso de no tener, se puede buscar a alguien como testigo y volver a hablar con el vecino propietario del aire en presencia del portero o del testigo que demuestre que en todo momento se quería resolver el problema.

  1. Envía un BUROFAX.

Se puede enviar un escrito al vecino responsable del aire acondicionado ruidoso. En el escrito deben describirse los daños que genera el aire, tanto físicos como psicológicos y exigir que pare la causa del ruido retirando o corrigiendo el aparato de aire. Si se envía un burofax, habrá constancia legal de que lo ha recibido y no podrá poner la excusa que no sabía nada del problema y que no ha recibido ningún escrito.

  1. SOLICITA UNA INSPECCIÓN DEL APARATO DEL AIRE ACONDICIONADO.

Solita en el ayuntamiento una inspección del aparato del vecino.

  1. LLAMA A LA POLÍCA.

La policía también puede ser testigo de los ruidos y vibraciones del aire acondicionado. Se puede llamar a la policía para que hagan las mediciones de ruidos y tengan constancia y registro de los ruidos que ocasiona el aparato del vecino.

  1. ACUDE AL MÉDICO.

Tanto el ruido como las vibraciones de un aire acondicionado pueden causar daños en la salud. Es importante acudir al médico y explicarle todos los síntomas asociados al ruido del aire acondicionado. Cansancio, mal humor, estrés, depresión, insomnio, dolor de cabeza, irritabilidad, problemas digestivos, mareos, etc. Hay numerosas causas que los ruidos y las vibraciones generan. El médico puede ayudar y además es una fuerte prueba en caso de denuncia y juicio contra el vecino propietario del aire acondicionado.

Problema del Ruido del Aire Acondicionado

Cuando se producen molestias por el problema del ruido de los aparatos de aire en la comunidad de propietarios existen dos derechos enfrentados.

Por una parte, está el derecho de un vecino a hacer su vivienda más cómoda por medio de la climatización.

Por otra, el otro vecino tiene derecho a hacer uso de su vivienda sin las molestias que ocasionan los aparatos de aire acondicionado.

Así, siempre debe acreditarse la molestia. No basta con quejarse. La forma de actuar, por tanto, es la expuesta en el párrafo anterior. 

Acciones Iniciales ante el Ruido Molesto

Lo primero, antes de realizar cualquier tipo de acción administrativa o civil, es hablar con el vecino que esté causando los ruidos. La vía amistosa y cordial siempre es la mejor opción y suele ser la más común para resolver esta serie de conflictos.

Si el problema persiste, es recomendable hablar con la comunidad de propietarios para que el presidente y al administrador sean conscientes del problema existente.

La Ley de Propiedad Horizontal en su artículo 7 indica que el propietario de cada piso o local no podrá realizar una modificación que “menoscabe o altere la seguridad del edificio, su estructura general, su configuración o estado exteriores, o perjudique los derechos de otro propietario, debiendo dar cuenta de tales obras previamente a quien represente a la comunidad”.

La modificación de elementos comunes (fachada, patios cubierta) no puede realizarse sin autorización de la comunidad de propietarios precisamente, los lugares más comunes donde se suelen colocar las máquinas condensadoras. También es recomendable acudir a los estatutos de la comunidad de propietarios, si es que los tuviese.

Aspectos Legales del Ruido y el Aire Acondicionado

Existen diferentes aspectos legales que se deben tener en cuenta a la hora de instalar un aparato de aire acondicionado.

La Ley de Propiedad Horizontal y el Ruido

En la ley estatal española no viene contemplado el ruido doméstico, pero si lo hacen las normativas de los Ayuntamientos y la Ley de Propiedad Horizontal.

La normativa del ayuntamiento regula asuntos en materia de ruido dentro de nuestra localidad. Aunque la mayor parte de las normativas locales comparten aspectos comunes, cada municipio dispone de la suya propia. Por eso, es recomendable consultar la ordenanza municipal correspondiente o irnos a la ley autonómica.

La Ley de Propiedad Horizontal es clara en lo que tiene que ver con todos aquellos ruidos que impiden el descanso en casa y que son provocados por los vecinos, como música alta, ruidos de mascotas, televisión, gritos, etc. Según el art 7.2 de la LPH: «Al propietario y al ocupante del piso o local no les está permitido desarrollar en él o en el resto del inmueble actividades prohibidas en los estatutos, que resulten dañosas para la finca o que contravengan las disposiciones generales sobre actividades molestas, insalubres, nocivas, peligrosas o ilícitas».

Ordenanzas Municipales y Normativas Autonómicas

A lo expuesto anteriormente, hay que añadir las ordenanzas municipales que se encuentren en vigor en la localidad donde se viva. O en su defecto, la normativa autonómica correspondiente. Hay que ver la distancia a la que se encuentra el aire acondicionado de la ventana, el nivel de ruido y el desagüe, entre otros factores. Es recomendable realizar una llamada a la policía local, así como acudir al ayuntamiento para que realicen una medición de los ruidos del aparato e iniciar así una reclamación por la vía administrativa.

Por otra parte, la comunidad de propietarios puede pedir al propietario que retire el aparato, si procediese. En el caso de que la comunidad de propietarios no lleve a cabo esta acción, la podrá realizar el vecino perjudicado. Si el propietario del aparato de aire acondicionado no atendiese al requerimiento, en este caso, deberá aprobarse en la Junta de propietarios el ejercicio de la acción especial de “cesación de la actividad molesta” y autorizar al presidente para que inicie la acción judicial. Si la comunidad de propietarios no quisiera emprender ninguna acción legal, el vecino perjudicado podrá acudir a los Tribunales correspondientes.

Proceso de Denuncia y Medición del Ruido

Antes de realizar el proceso de denuncia que hemos expuesto se debe realizar una medición del ruido en la vivienda.

En el interior de una vivienda, los decibelios que puede generar un aparato de aire acondicionado o de climatización dependen del tipo de estancia.

En dormitorios los límites son de 35 decibelios durante el día y de 30 durante la noche.

En el resto de la vivienda son de 40 decibelios durante el día y de 35 durante la noche.

En el exterior en zonas de uso residencial los decibelios que se pueden emitir 60 decibelios durante el día, y de 50 durante la noche.

Debido a que este tipo de máquinas pueden estar en funcionamiento en cualquier momento del día es posible realizar una medición de ruidos en cualquier horario y compararla con los límites más restrictivos, los nocturnos; si estas máquinas funcionan también durante la noche.

La medición de ruidos se realizará en la estancia elegida, siempre con puertas y ventanas cerradas.

Los valores indicados representan los niveles de ruidos máximos permitidos por el Ayuntamiento de Madrid. La mayor parte de las ordenanzas municipales tienen valores similares a los indicados.

Las Autoridades Locales

Las regulaciones locales pueden ser distintas, pero suelen incluir:

Ordenanzas de Ruido: Las ciudades y municipios normalmente cuentan con regulaciones específicas sobre los niveles de ruido que se permiten. La instalación de aire acondicionado debe cumplir con estos límites.

Códigos de Construcción y Urbanismo: Pueden existir reglas específicas sobre dónde se deben instalar los aparatos de aire acondicionado, como la fachada o el techo del edificio.

Licencias y Permisos: En algunos municipios, se puede requerir una licencia o permiso específico para realizar la instalación del aire acondicionado en áreas comunes o en fachadas visibles.

Acciones Legales Y Resoluciones Judiciales

Como estamos exponiendo cuando vivimos en una comunidad de vecinos, es posible que el hecho de poner el aire acondicionado cause molestias a algunos vecinos.

Tenemos que decir que, a nivel jurisdiccional, las molestias procedentes del ruido que genere el aire acondicionado, hay diferentes criterios al respecto. Por un lado, existe el predominio del derecho de la comunidad o el vecino afectado, y por otro lado estaría el derecho del vecino propietario del aire acondicionado.

Las Audiencias Provinciales han dictado bastantes sentencias al respecto, así como el Tribunal Supremo que consideran que el instalar un equipo de aire acondicionado, desde el momento que ocupen elementos que son titularidad de la comunidad de propietarios, como es la fachada en la que irían situados los anclajes, supone una alteración de los elementos comunes en virtud de lo que establece el artículo 7 de la Ley de Propiedad Horizontal. Por lo tanto, para que se realice su instalación, es necesario que se cuente con la autorización de la comunidad.

No obstante, por otro lado, existe otro sector jurisprudencial que interpreta la norma de otra manera, parte del artículo 3 del Código Civil y entiende que estos equipos o aparatos y el instalarlos son un avance en cuanto a tecnología se refiere y, por tanto, mejora la calidad de vida de las personas y de su vivienda, y para que sea viable el instalarlos se tienen que dar una serie de requisitos:

Según establece el Código Civil en su artículo 3, deben de darse los siguientes requisitos para poder realizar la instalación del aparato del aire acondicionado:

Este sector, indica que, si se cumplen estos requisitos, el aparto compresor de aire acondicionado se puede instalar, aunque hace una puntualización y es que siempre se debe tener en cuenta lo que establezcan los Estatutos de la Comunidad de propietarios o la legislación municipal o normas de Régimen Interior de la Comunidad al respecto de este tema, porque si lo prohibieran en ese caso, no podría instalarse en el exterior dichos aparatos.

Recuerda que siempre puedes acudir a Solufincas, Administración de Fincas, para ayudarte con cualquier duda que te pueda surgir tanto en este tema como en muchos otros con relación a tu hogar y tu Comunidad. También con relación a obligaciones tributarias de Comunidades, y gestiones con Hacienda, Catastro, Ayuntamiento, consultas referidas a lo publicado en el Boletín Oficial del Estado, etc.

Somos especialistas en Comunidades de Propietarios y nos avalan años de experiencia.

Si aún no eres nuestro cliente, pídenos un presupuesto sin compromiso. Estaremos encantados de ayudarte, sea cual sea tu necesidad.

Y por supuesto, si quieres cambiar de administrador, podemos guiarte en los pasos a dar.